domingo, junio 18, 2006

Financiamiento a partidos políticos: Algunos datos preliminares

Las recientes declaraciones de austeridad del Presidente electo Alan García Pérez han causado cierto estupor entre tirios y troyanos. Hay suspicacias acerca de lo que significaría la reducción del número de embajadas que tiene el Perú en el mundo, lo que chocaría de lleno con la prestigiosa política de relaciones internacionales que tiene nuestro país. Pero lo que esta despertando un mayor malestar son las declaraciones del Presidente García acerca de no financiar a los partidos políticos que superaron la valla electoral. Aparte de haberse beneficiado el APRA de este derecho durante la campaña electoral, gracias a la aplicación respectiva Ley de Partidos Políticos a través de la franja electoral, de concretarse sus palabras estaría atentando contra el fortalecimiento de los partidos políticos que es uno de los objetivos de la respectiva ley. Es cierto que nuestros partidos políticos han perdido esa calificación hace mucho tiempo y también es cierto que las urgencias respecto a la lucha contra la pobreza son igualmente importantes. Sin embargo, es preciso construir la representación política que la población necesita para canalizar sus demandas sino tendremos ad portas movimientos de protesta social que podrían radicalizarse trayendo problemas a nuestra sana macroeconomía.

El sistema de partidos politicos ha sido minado no solo por los continuos shocks autoritarios de nuestra historia republicana sino tambien por el particular diseño del sistema electoral (en su componente soft) que ha favorecido el rating de personajes outsiders antes que la representación política comprometida con los intereses del Perú.

A continuación hay algunos datos presentados de manera preliminar para abonar en la discusión. Todas los ratios se refieren al 2006, pero se ponen como estimados de lo que representaría como gasto anual en los proximos cinco años. Según la Ley de Partidos Políticos la suma de un poco mas de 36.5 millones de nuevos soles obtenidos por los siete partidos politicos que han superado la valla electoral en la votación al Congreso serán repartidos a razón de un quinto por año, 40% por igual entre ellos, y el resto proporcionalmente a los votos logrados:

COSTO ANUAL ESTIMADO DEL FINANCIAMIENTO DE PARTIDOS

1. Presupuesto Ultimo Proceso Electoral / Presupuesto República 1.04%
2. Financiamiento a Partidos / Presupuesto República 0.02%
3. Financiamiento a Partidos / Presupuesto Proceso Electoral 1.54%
4. Financiamiento a Partidos / Presupuesto Sistema Electoral 6.34%

Como recomienda el PNUD en su Informe sobre la democracia en América Latina, hay que pasar de ser una democracia electoral a una democracia de ciudadanos. Para eso, no solo es importante invertir en los pobres sino tambien en democracia. ¿No lo cree Ud.?

No hay comentarios.: