miércoles, enero 28, 2009

TLC con China reduciría la desigualdad

De acuerdo con un reciente estudio publicado por el IFPRI (Instituto Internacional de Investigación de Políticas de Alimentos, siglas en inglés), el TLC de Perú con China sería pro pobre, esto es, traería beneficios para los que menos tienen en el Perú y por tanto ayudaría a reducir la desigualdad. En palabras de dicho documento (descargar aquí, pdf):
Los resultados muestran que el Perú puede no ver una mejora significativa en el acceso al mercado para sus exportaciones con los acuerdos de libre comercio firmados con los Estados Unidos y la UE-27 debido a que estas ya enfrentan aranceles relativamente bajos con estas dos economías, sino que mas bien puede experimentar la desviación del comercio actual que tiene con la CAN y los socios comerciales de América Latina. En contraste, un TLC con China lleva a una pequeña pero positiva ganancia en el ingreso real y el crecimiento del producto interior bruto (PIB) para el Perú. Además, el impacto distributivo de un TLC Perú-China parece estar a favor de los pobres del Perú en tanto que el retorno a los salarios reales registra la mayor ganancia para los trabajadores agrícolas no calificados (pág. 2).
Esta conclusión confirmaría una de la tesis más polémicas de Paul Krugman quien ya señalaba hace algún tiempo (ver artículo aquí, html) lo siguiente:
El comercio entre países de ingresos elevados tiende a ser una modesta victoria para todos, o casi todos, los interesados. Cuando un pacto de libre comercio hizo posible la integración de las industrias de automóviles de los EE.UU. y Canadá en la década de 1960, sus industrias se concentraron en la producción de una gama reducida de productos a mayor escala. El resultado fue un incremento de la productividad y los salarios totales ampliamente compartido. 

Por el contrario, el comercio entre países con muy distintos niveles de desarrollo económico tiende a crear grandes grupos de perdedores y ganadores. Aunque la subcontratación de algunos puestos de trabajo de alta tecnología en la India ha hecho titulares, en conjunto, los trabajadores altamente calificados en los Estados Unidos se beneficiaron de salarios más elevados y la ampliación de las oportunidades de empleo a causa del comercio. Por ejemplo, las computadoras portátiles ThinkPad son ahora fabricadas por una empresa china, Lenovo, pero buena parte de la investigación y desarrollo de Lenovo se lleva a cabo en Carolina del Norte. Sin embargo, los trabajadores con menor educación formal, o bien vieron que sus puestos de trabajo fueron enviados al extranjero, o bien encontraron que sus salarios se redujeron por la onda de efecto de los otros trabajadores con calificaciones similares que se concentraron en sus industrias y buscaron empleo para reemplazar la pérdida de puestos de trabajo por causa de la competencia extranjera. Y los precios más bajos en Wal-Mart no son una compensación suficiente.
En suma, los TLC entre países de similar nivel de desarrollo son positivos, mientras que los TLC entre países con niveles de desarrollo desiguales genera mayor desigualdad para los que se encuentran en la posición más desventajosa. Perú tiene un PBI percápita ppp equivalente a 7600 dólares, mientras que la China va por los 5300. Por su parte, Estados Unidos tiene un PBI percápita (ppp equivalente) de 46 mil dólares al año (fuente aquí).

A pesar de que la conclusión del informe comentado es provocadora, creo que falta incluir el análisis del tipo de integración que hemos concertado ambos países. Mientras que los chinos están interesados en seguir su estrategia de industrialización, y en consecuencia colocar los productos manufacturados entre los consumidores de todo el mundo; nosotros nos contentamos unicamente con colocar nuestros productos agrícolas más exitosos.

Como sea, tal como reseña Matuk (ver macroperú, html), parece que siempre nos irá mejor con los chinos. Digo yo, en tanto nos dure la bonanza de nuestros productos básicos ante la falta de estrategia de desarrollo nacional.

2 comentarios:

Rodolfo dijo...

La relacion comercial con China tiene un efecto positivo cuando hace unos años el precio de la fibra de alpaca estaba muy bajo y las industrias textiles de la alpaca se hallaban en una profunda crisis con el 50% de la capacidad instalada ociosa. La demanda de China para la fibra de alpaca hizo que estos ultimos años los precios subieran de manera importante. Pero ahora, desde el mes de noviembre esta demanda China se redujo drásticamente y los productores alpaqueros han visto reducirse el precio de la fibra a casi la quinta parte de lo que recibieron el año pasado. En consecuencia, la relacion con un mercado tan grande siempre será complicada.

29x55 dijo...

Hola Raúl:

Respecto al TLC con China, tengo una elaboración mas extensa en el enlace que te copio. En MacroPeru me limite a resaltar lo que dicho estudio había encontrado.

Un abrazo, Farid

http://29x55.wordpress.com/2009/01/29/tlc-con-china-beneficiara-a-productores-rurales-y-afectara-a-los-urbanos-segun-farid-matuk/