miércoles, febrero 28, 2007

Pedir disculpas y enseñar

El SUTEP va a pedir disculpas a los padres de familia este primero de marzo. Dicen que no sabían lo importante que era rendir una prueba como punto de inicio para mejorar la calidad de la educación. También dicen que no volverán a realizar una huelga holgazana. Están comprometidos en contribuir con el futuro del país a través de la más noble de las tareas: enseñar. Creo que estas son solo algunas de las mejoras a las que deben comprometerse. Pero el primer paso hacia adelante ya se dio y esa es la buena noticia.

El reciente resumen semanal de desco (# 1424), destaca la importancia de este cambio de actitud con el siguiente texto:

Esta semana, connotados dirigentes del SUTEP, como Olmedo Auris, Nílver López y Caridad Montes, admitieron públicamente que su sindicato "sufrió un duro revés", porque "no entendió a cabalidad la trascendencia y connotación política" que iba a tener, para la opinión pública, la reciente evaluación censal promovida por el Ministerio de Educación. Las declaraciones de veteranos dirigentes no quedaron sólo en la autocrítica, sino que también hicieron una invocación a los maestros de todo el país a acudir al inicio del año escolar 2007, programado para el 1 de marzo, a fin de no perjudicar a los alumnos. "Es un deber y una responsabilidad de nosotros iniciar este año escolar asistiendo a nuestro centro de trabajo. Nuestro compromiso es estar al lado de los estudiantes y de los padres de familia para impulsar el Proyecto Educativo Nacional", dijo Auris.

Tras descartar cualquier huelga, el veterano dirigente Olmedo Auris admitió la necesidad de unir esfuerzos con el Ministerio de Educación para alcanzar el objetivo común de mejorar la calidad educativa del país. "Estrechar lazos sería lo más conveniente, porque no es bueno que esta situación de tensión continúe. Queremos mecanismos adecuados de diálogo y de acercamiento entre ambas partes y lograr compromisos a favor de la educación de la patria", remarcó.

Por su parte, la secretaria general del SUTEP, Caridad Montes, anunció que los maestros ofrecerán disculpas a los padres de familia cuando se inicien las clases por no haber sabido enfrentar con aplomo la evaluación censal de docentes. Pidió mirar hacia adelante tras el duro traspié que sufrió ese gremio ante la opinión pública por negarse a participar en ese proceso. "Lo que queremos es que se encare adecuadamente el tema de la educación", dijo Montes. Empiezan a soplar nuevos vientos donde parecería listo, por fin, para un importante sector de la sociedad atender los graves problemas educativos del país, asumiendo los lineamientos del Proyecto Educativo Nacional y el Acuerdo Nacional.

Esperemos ver y evaluar cómo evoluciona el año escolar. Ojalá también que el presupuesto del sector también mejore. Que empiecen las clases!

No hay comentarios.: